Seleccionar página

La Policía Local atribuye la misiva a «un error humano» al transcribir la información obtenida del radar.

Los hechos ocurrieron el pasado 18 de marzo a las 00:30 horas de la medianoche cuando la mujer conducía por la Avenida Castelao de Vigo, por donde la velocidad está limitada a 50 kilómetros por hora.

Via: Elimparcial